La depilación láser y los tipos de piel

Cada persona tiene un tipo de piel con unas características diferentes: pieles claras y sensibles, piel morena, pieles oscuras, con pecas…Cada tipo de piel, a su vez, suele tener asociado un tipo de pelo y determinados colores de ojos. Al conjunto de estas características típicas de cada persona, se le llama fototipo. Nuestro tipo de fototipo determina la sensibilidad de nuestra piel al sol y el grado de peligrosidad a la hora de aplicar un láser. Se han clasificado 6 tipos de fototipo diferentes:
Fototipo I: Son personas con pieles muy claras, rojizas, de pelo también muy claro, pudiendo ser rubios o pelirrojos. Tienen los ojos azules o verdes muy claros y abundantes pecas. En este tipo de pieles, existe muy poca peligrosidad al láser, por lo que son pieles ideales para la depilación láser.
Fototipo II: En este caso, la piel también es clara, los ojos suelen ser verdes o azules, pero no tan claros como en el fototipo I. El pelo suele ser rubio o rojizo y pueden contener algunas pecas. En este tipo de piel el láser tampoco entraña ningún tipo de peligro.
Fototipo III: La piel sigue siendo clara, el pelo y los ojos castaños y pueden existir algunas pecas. Poca peligrosidad del láser.
Fototipo IV: La piel es morena, aunque no excesivamente, y sin ninguna peca. Tanto el pelo como los ojos son de color castaño oscuro o negro. En este caso, puede existir una peligrosidad leve con respecto al láser, por lo que se debería proceder con cuidado en la depilación láser.
Fototipo V: Aquí ya estamos hablando de pieles muy oscuras, sin pecas, con ojos y cabello también bastante oscuros. La peligrosidad al láser es alta.
FototipoVI: La piel es negra, al igual que los ojos y el pelo, que además suele ser encrespado. Este fototipo muestra la mayor peligrosidad al láser.
Debido a esta variedad de pieles y fotosensibilidades, siempre es recomendable ponerse en manos de profesionales, ya que un tratamiento láser demasiado agresivo o intenso en un fototipo bajo, puede causar graves quemaduras y otras complicaciones. Asegúrate bien que se trata de un centro serio con un personal cualificado, recuerda que se trata de tu salud.

Foto